Hemen zaude: Hasiera Hemeroteka Tres impulsos para la danza guipuzcoana

Dokumentuaren akzioak

Tres impulsos para la danza guipuzcoana

La diputación anuncia que fomentará esta disciplina porque cuenta con menos apoyos

Egilea
Cristina Tapia
Komunikabidea
Noticias de Gipuzkoa
Tokia
Donostia
Mota
Albistea
Data
2009/07/09

"No teníamos razones para esperar. La danza es una disciplina que necesita más ayuda que otras y este es un diagnóstico compartido con el sector y otras instituciones", aseguró ayer en Arteleku María Jesús Aranburu, diputada de Cultura y Euskera de la Diputación Foral de Gipuzkoa.

Ante esta situación, el departamento -que este año ha destinado 415.000 euros para la financiación de actividades relacionadas con la danza- ha querido "dar un paso adelante" y ha identificado tres ejes de trabajo "respondiendo a esas carencias" y con el objetivo de "fomentar" este arte escénica.

La primera iniciativa es tratar de poner en valor la danza tradicional y equipararla a otras modalidades. Para ello, se ha puesto en marcha la redacción del currículum de la danza tradicional vasca dentro del programaDantzan ikasi , un que ofrece la posibilidad de seguir aprendiendo a alumnos y profesores. En palabras de Aranburu, la "revalorización" de la danza tradicional es algo "urgente".

profesionalización Por otro lado, se busca generar estructuras que garanticen el paso del mundo educativo al profesional. Y para ello la Diputación afirmó que apuesta por el modelo de la compañía Dantzaz.

Esta formación, que nació hace cuatro años, ha desarrollado su labor con dos objetivos claros: la sensibilizar al público y colaborar en la profesionalización de jóvenes bailarines.

En ese sentido, Aranburu apuntó que en Euskadi "llega un momento en el que la cadena formativa se rompe. Y para continuar con el aprendizaje hay que marcharse fuera".

"Por eso, mientras se construye en la Alhóndiga (Bilbao) el Centro Superior de Artes Escénicas del País Vasco, nosotros aportamos estructura y recursos a los coreógrafos, profesores y alumnos que en Gipuzkoa y el resto de la comunidad siguen necesitando espacios", añadió la responsable.

Así, Aranburu adelantaba el tercer eje de actuación: crear estructuras que garanticen la formación continua y la creación en la danza. Para ello, la Diputación ubica el Dantzagune de Gipuzkoa en Arteleku, donde se ofrecerán espacios de cesión para la creación, cursos y ciclos gracias a la adecuación y ampliación de varias salas.

La diputada recordó que en algunos aspectos "no se parte de cero -Arteleku ya cedía algún espacio para determinadas actividades- pero ahora reforzamos lo existente. Las compañías Ertza y Dantzaz serán las agrupaciones residentes pero este lugar estará abierto a otras formaciones que tengan un proyecto y que así lo soliciten".

También apuntó que estas iniciativas han sido aprobadas en el Plan Vasco de Cultura y pidió al Gobierno Vasco "apoyo" para estos proyectos.

Dos de los bailarines que ayer realizaron una pequeña demostración en Arteleku.Foto: g. estrada

Dokumentuaren akzioak