Hemen zaude: Hasiera Hemeroteka Regresa Aitzindari

Dokumentuaren akzioak

Regresa Aitzindari

Los dantzaris bailarán en el cohete tras dos años de ausencia Ha sido posible gracias a nuevas incorporaciones

Komunikabidea
Diario de Noticias
Tokia
Alsasua
Mota
Albistea
Data
2008/09/12

En sus más de 25 años de historia, el grupo ha experimentado diversas etapas. En sus mejores tiempos llegó a contar con más de 40 dantzaris y se convirtió en un referente en el mundo de las danzas vascas. Prueba de ello, sus actuaciones en festivales internacionales de Ucrania, Eslovaquia, Alemania, Rumanía y Portugal, por citar algunos países. También los premios conseguidos en 1989 y 1995 en el Festival Internacional de Cantonigros, donde obtuvo los dos primeros puestos a nivel estatal y el tercero y quinto, respectivamente, en la clasificación internacional.

Desde sus inicios, el grupo se decantó por un trabajo de investigación de bailes típicos de Euskal Herria y su cultura, especialmente la de Sakana. Posteriormente, pasó a profundizar su trabajo interpretativo, dando cabida a la danza contemporánea. Tampoco faltó actividad creadora. En 1997 se escenificó un espectáculo propio, Maina Mikirri, basado en una leyenda local. Después vino otra coreografía, Ama Lur, y una tercera, Sarabeko Altza, que por diferentes motivos no se llegó a estrenar.

Tras un lento languidecer, Aitzindari Taldea ofreció un último festival de danzas en otoño de 2005 para recabar fondos para el Nafarroa Oinez, que ese año lo organizó la ikastola Iñigo Aritza en Olazagutía y Ziordia.

Después, cesaron los ensayos y el grupo entró en un estado de hibernación. Hasta el pasado año, en el que varios dantzaris se volvieron a reunir para poner su granito de arena en el festival que diferentes colectivos de Alsasua ofrecieron en homenaje a Esther Irisarri, antigua dantzari de Aitzindari así como txistulari y saxofonista, miembro de la banda Haize Berriak, de los grupos Danbolin Zar y Gozategiz Blai; ex concejala, profesora del INB San Miguel de Aralar, impulsora de diferentes grupos culturales, colaboradora en otros muchos… una amplia trayectoria que se truncó el 18 de marzo de 2007. Tenía 36 años.

En aquella ocasión participaron antiguos y nuevos integrantes. Desde entonces, continúan reuniéndose cuatro días a la semana en el gimnasio de El Lavadero. En la actualidad, acuden una veintena de jóvenes, de entre 15 y 35 años, la mayoría de Alsasua y sobre todo chicas, hecho que limita a la hora de interpretar diferentes danzas, según observa Aitor Beramendi, un alsasuarra que ya estaba en los comienzos del grupo y continúa en activo, al igual que Javier Amillano.

Precisamente, Beramendi ejerce en la actualidad las funciones de profesor, tarea difícil de compatibilizar con sus deberes laborales. "El Ayuntamiento nos han dicho que no hay dinero. Hace falta un profesor con ideas nuevas. Así no se puede seguir mucho tiempo. Confiamos en que el Ayuntamiento reflexione y retome los convenios que existían antes", observa. También destaca las ganas y el empeño que ponen los dantzaris aunque lamenta que "no hay gente suficiente para grandes proyectos, pero todo se andará", señala optimista. Al respecto, aprovecha la ocasión para hacer un llamamiento y animar a los jóvenes a que se integren en el grupo. "Las puertas están abiertas", añade.

EXPLOSIÓN FESTIVA Las fiestas arrancarán este año a lo grande. Además de Aitzindari, participarán en el cohete los gaiteros de Etxarri Arantatz, los txistularis, el coro del Zubiondo, la banda Haize Berriak, los gaiteros de Mondragón y los gigantes y cabezudos de Alsasua, unas figuras que también hacía unos años que no se dejaban ver en el txupinazo. No faltarán las imprescindibles peñas, el alma de las fiestas. Los del Mutiko Alaiak, Altsasuko Gazteak, Ajolabaikoak y Beti Yaten volverán a lucir sus blusas, llevando el ambiente festivo por todas las calles de la villa.

Imagen ampliada

Alarde festivo de 2005, las últimas fiestas en las que bailó Aitzindari Euskal Dantza Taldea.Fotos: Antonio Olza

Dokumentuaren akzioak