Hemen zaude: Hasiera Hemeroteka Aitor Arrieta: «Es emocionante que me reconozcan en mi propia tierra con solo 20 años»

Dokumentuaren akzioak

Aitor Arrieta: «Es emocionante que me reconozcan en mi propia tierra con solo 20 años»

El joven bailarín de Errenteria, premio Revelación, recibió el máximo galardón de la Asociación de Profesionales de la Danza de Gipuzkoa

La precocidad guía sus pasos, pero Aitor Arrieta (Errenteria, 1994) no tiene vértigo. Hace una semana se convirtió en el bailarín más joven que recibe el Premio Revelación de Gipuzkoa. Hace apenas año y medio, también fue el intérprete más bisoño que accedió a la Compañía Nacional de Danza (CND). Para entonces, llevaba a sus espaldas un exitoso pasado dentro de la 'euskal dantza', en la que llegó a ser campeón de Euskadi de aurresku en 2011.
Egilea
Iratxe de Arantzibia
Komunikabidea
Diario Vasco
Tokia
San Sebastián
Mota
Elkarrizketa
Data
2015/05/02
Lotura
Diario Vasco

Formado en ballet en Errenteria Musikal (2000-2008) y con Mentxu Medel (2008-2010), su vena clásica también fue reconocida en su etapa de estudiante con la Medalla de Oro en paso a dos del Concurso Internacional de Danza de Biarritz (2013). El trabajo diario es su receta para el éxito.

- Con veinte años, se convierte en el Premio Revelación de Gipuzkoa más joven, ¿qué significa para usted?

- Cuando era pequeño, iba a ver las galas y los premios todos los años, porque estaba estudiando en Errenteria Musikal con Maite Egiguren y Julene Calvo, o en Donostia, con Mentxu Medel. Con veinte años, recibir un premio así y que los profesionales de tu tierra te reconozcan es muy emocionante.

 

 

 

 

- Cuando escucho palabras como ésas, lo único que pienso es intentar mejorar cada vez que bailo. Sé que me queda bastante por perfeccionar aún, pero todos los días voy trabajando poco a poco. Siempre intento ser mejor que el día anterior.

- ¿A quién dedica este premio?

- A mis padres, por haberme apuntado a 'euskal dantza' que es donde empecé; a mi hermana, que siempre ha estado ahí empujando para que haga lo que más me gusta; a Mentxu, porque fue la persona que creyó en mí y me llevó de Gipuzkoa a Madrid, y a mis amigos, que me han apoyado desde siempre.

- ¿Cómo se define como bailarín?

- Tengo 20 años y todavía tengo muchas cosas que aprender. Intento no elegir un estilo u otro, sino trabajar todos los estilos. A mi tipo de cuerpo, le vienen mejor los papeles de príncipe, pero no quiero dejar atrás papeles de 'Le Corsaire' o 'Don Quijote'. Trabajando se puede conseguir todo.

- En septiembre de 2013 se convirtió en el chico más joven que accedió a la Compañía Nacional de Danza. ¿Qué aprendió ahí?

- He aprendido profesionalidad y mucha disciplina, porque tienes que trabajar tú mismo y mejorarte día a día, sin que nadie esté encima de ti. Aprendes mucho, maduras mucho, y me he visto mejoría en la parte artística. En el conservatorio, hacíamos pasos, diagonales, ejercicios... Con la experiencia de los escenarios, ensayas los pasos y luego introduces el lado artístico.

- ¿Cuál es la meta con la que sueña Aitor Arrieta?

- Mi sueño es ser principal de una gran compañía. Ahora estoy bien en la CND. Seguiré trabajando y trabajando hasta llegar a ser principal. Sueño con ser lo más y luego ya se verá hasta dónde llego. Trabajar, trabajar, trabajar y pensar en cosas grandes. Ésa es la receta.

Aitor Arrieta, en una de sus actuaciones con la Compañía Nacional de Danza.

Aitor Arrieta, en una de sus actuaciones con la Compañía Nacional de Danza. / JESÚS VALLINAS / CND 

Dokumentuaren akzioak