Hemen zaude: Hasiera Hemeroteka «El baile flamenco diferencia entre el hombre y la mujer»

Dokumentuaren akzioak

«El baile flamenco diferencia entre el hombre y la mujer»

Rosalía Gómez periodista

Egilea
Óscar Cubillo
Komunikabidea
El Correo
Tokia
Bilbao
Mota
Albistea
Data
2009/02/18
El cuarto Ciclo Flamenco de la BBK programa hoy en su Aula de Cultura (Elcano, 20, Bilbao) una conferencia sobre la danza en el género impartida por la crítica y asesora sevillana Rosalía Gómez Muñoz, licenciada en Filología y Periodismo. La ilustrará un trío mixto de cante, toque y baile.
«Espero que sea una charla amena -avanza la conferenciante-. Una charla con los aficionados sobre los aspectos diferenciales del baile flamenco. Lo que lo une y lo que lo separa de otras danzas, su técnica, un poquito de su historia... No será una conferencia leída en un atril, eso seguro».
-¿Cuándo surgió el baile flamenco?
-Según las investigaciones, se sabe que en la segunda mitad del siglo XIX había algo diferente de los llamados 'bailes andaluces' o 'bailes de palillos' o 'bailes gitanos'. La primera vez que aparece el adjetivo 'flamenco' es en la década de 1860. Hay quien dice que ya había flamenco en la época de Cervantes pero... ¿quién lo ha visto?
-¿Por qué es una danza conocida en todo el mundo?
-Porque es diferente a las demás. Porque es muy rica desde el punto de vista rítmico. Porque, frente a la danza clásica, es una danza viva. Y porque juega con altas dosis de energía, cosa que se ha perdido en la mayoría de los países europeos.
-¿Hay diferencias entre hombres y mujeres al bailar?
-El flamenco los diferencia en su nivel expresivo, lo que vemos en el escenario, pero no en el pre-expresivo, la técnica. Hombres y mujeres aprenden los mismos principios y ritmos, y luego trabajan en hombre o en mujer. No hay hombres que hagan de mujer como en ciertas danzas indias o balinesas.
-Por ejemplo, ¿hay diferencia entre Sara Baras y Rafael Amargo?
-Es verdad que Sara Baras posee dos características típicas del baile masculino: la fuerza y la velocidad de los pies. Y Amargo es bastante femenino, pero sus colocaciones y sus adornos son distintos. La flamenca es una danza viva que aún evoluciona y en la sociedad actual la mujer es más fuerte que antes y el hombre es más femenino en algunos aspectos. Pero hombres y mujeres siguen siendo morfológicamente distintos.
-Unas palabras sobre la bailaora de la charla: Olga Pericet.
-Es una representante del flamenco del siglo XXI. Posee una amplísima formación, una técnica impresionante y una gran apertura a otros estilos y otras formas. Como casi todos los jóvenes, quiere arriesgar, experimentar...
-Cantará José Anillo.
-Domina a la perfección los cantes de su tierra, Cádiz, y a pesar de su juventud sabe cantar muy bien para el baile, o con el baile, ya se trate del heterodoxo de Israel Galván o del racial de los Farruco.
-No es normal que toque la guitarra una chica, Antonia Jiménez.
-Que se lo digan a ella, que debe insistir en que no escriban 'Antonio' en los programas de mano.
«El baile flamenco diferencia entre el hombre y la mujer»
Olga Pericet, joven y atraída por el riesgo.

Dokumentuaren akzioak